Por / 22nd agosto, 2018 / La Piñorra, Pinares / Off

En nuestra provincia, tenemos la suerte de poseer más de 160.000 hectáreas de monte. En ellos existen gran variedad de especies micológicas de gran producción. Una climatología fría y húmeda, así como otras variables, son la clave de este fenómeno de micología único en la Comunidad.

En nuestro pueblo, así como en múltiples zonas de pinares, el cuidado forestal y ganadero ha propiciado el desarrollo de mil especies de setas diferentes, permitiendo una vista y paisajes privilegiados propios de la zona.

Aunque podemos encontramos  gran cantidad de setas como hemos dicho, de estas solo 60 son comestibles y pueden recolectarse, siendo al menos 20 de ellas de gran interés gastronómico y socioeconómico: boletus, níscalos, perrochicos, setas de cardo, rebozuelos, colmenillas, amanitas cesáreas, senderillas, llanegas o mocosas, capuchinas, fredolics, champiñones silvestres, trufas… entre otras.

Nuevas tasas de Aprovechamiento Micológico

Los ayuntamientos pertenecientes a la zona de pinares como Vinuesa, Duruelo de la Sierra, Covaleda, Molinos de Duero, Salduero y Montenegro de Cameros, han optado desde hace años por dar a conocer la micología y la gastronomía de la zona. Con este fin el pasado año, firmaron en conjunto los aprovechamientos micológicos para conseguir una regulación micológica propia en sus montes con el objeto de conseguir una agrupación, al margen del sistema Micocyl de la Junta de Castilla y León.

Todos los integrantes de esta agrupación buscan lo mismo con esta ordenanza, facilitar la recogida recreativa a los empadronados con un coste gratuito y regular la recogida comercial con un coste de 10 € y un máximo de recogida de 30 kilogramos diarios.

En caso de personas vinculadas al pueblo, pagarán un precio recreativo de 20 € y en caso de comercializar las setas, pagarán 150 €. Los forasteros optarán a la licencia tipo comercial de 300 € y a la recreativa de dos días consecutivos de cinco euros.

Toda esta regulación de los aprovechamientos micológicos, está pensada para facilitar, o dar una mayor oportunidad, a los propietarios de los montes. Evitando que ajenos y comerciales que solo busquen la explotación de los bosques, acaben con el ecosistema de la zona.

 

Toda la información de la normativa y tarifas en micocyl.es